Amor y las letras. Cuento infantil para aprender a leer

Cuentos para niños que están aprendiendo a leer

Si tu hijo está aprendiendo las letras y se siente frustrado porque no las entiende bien o no recuerda cada una de ellas, te invitamos a leer este cuento: Amor y la letras.

Amor es una niña que dice no entender las letras, pero las letras vendrán a ella para enseñarle lo importante que es colocar cada una en su sitio. Un precioso cuento infantil para aprender a leer.

Cuento infantil para aprender a leer: Amor y las letras

Cuento infantil para aprender a leer 

— ¿Por qué lloras Amor?, — preguntó el padre a la niña cuando vio que sollozaba.

— No entiendo las letras, — dijo la niña con hipo.

— ¿Que no entiendes las letras?, — repitió el padre extrañado en voz alta.

— Estamos aprendiendo las letras en clase, — dijo Amor y, aunque ya las conozco, no entiendo nada de nada.

— ¿Y qué quieres entender? — Preguntó el padre a la niña.

— Quiero saber cómo deciden juntarse para formar nuevas palabras.

El padre se rascó la cabeza dudando y dijo:

— Para aprender a leer y a escribir tienes que conocer muy bien las letras y, depende de las palabras que quieras formar irás juntando unas con otras. No te preocupes Amor, seguro lo entenderás muy pronto y todo vendrá rodado.

La niña se quedó un poco más tranquila con las palabras de su padre y se fue a dormir.

—¡Amoooor, Amoooor!,  — escuchó la niña en el silencio de la noche.

—¿Quién me llama?, — contestó adormilada.

— Somos las letras de tu nombre. Ya nos conoces.

— Yo soy la A

— Yo soy la M

— Yo soy la O

— Yo soy la R 

— Dijeron disponiéndose todas las letras de su nombre en fila delante de ella.

— ¿Quieres que formemos otras palabras? — Preguntaron a la niña.

— ¡Sí, sí, por favor!, — contestó la niña ansiosa.

Y las letras empezaron a bailar cambiando de posición formando nuevas palabras ante la mirada entusiasmada de Amor.

MORA RAMO, ARMO, OMAR. ROMA

— ¡Qué divertido!, — gritó feliz.

Al día siguiente se levantó muy contenta sabiendo que, además de lo bonito del significado de su nombre, las letras que lo formaban eran muy especiales. Cuando llegó al colegio, se lo contó a los demás niños para que se pudieran divertir, como ella, formando  palabras nuevas con todas las letras.

Cuentos de Navidad con moraleja para los niños

Ad