Con qué frecuencia deben lavarse el pelo los niños

Cada cuánto tiempo se debe lavar el pelo a los niños

Hay muchos mitos sobre este tema y casi ninguno de ellos es cierto. No es cierto que el pelo se caiga más por lavarlo en exceso y tampoco es cierto que sea más fácil tener piojos si el pelo está sucio, ya que prefieren el pelo limpio, ni tampoco que se cree más grasa por lavarlo más…

Fuera de esas supersticiones, realmente, ¿cada cuánto debo lavarle el pelo a mi bebé?, ¿y si ya es adolescente?, en Guiainfantil.com os desvelamos algunas de las incógnitas sobre el lavado del pelo.

¿Cada cuánto tiempo tengo que lavar el pelo a mi hijo?

Frecuencia para lavar el pelo a un niño

La mayoría de los dermatólogos indican que no es necesario lavarse el pelo todos los días, al igual que tampoco lo es bañarse. La recomendación a nivel general es tres veces en semana, durante 3 minutos de masaje y otros 3 de aclarado, tanto para niños como para adultos, pero lo cierto es que hay muchos condicionantes que cambian esta frecuencia.

Si tu hijo es de los que se pasa el día haciendo deporte o de los que les encanta mancharse hasta las cejas de pintura o barro, es el momento de bañarlo, porque si hay una recomendación realmente clara para cualquier tipo de piel y de edad es que uno debe ducharse cuando esté sucio, aunque se haya lavado hace dos horas.

El caso es que, según las edades también cambia la frecuencia; por ejemplo: los bebés no es necesario que se bañen todos los días, ya que esto puede resecar la piel, especialmente si no se usan jabones neutros, y provocar dermatitis, el problema de los bebés es que tomar mal olor debido a la leche que se les derrama o los pañales sucios, con lo que los padres optan por el baño diario con pelo incluido, además de usarlo como medio de relajación antes de acostarse.

Antes de los 6 años, la ducha debe adaptarse a las necesidades de la suciedad del niño, con lo que no tiene una frecuencia exacta, sino dependiendo de la actividad del niño. Pero hay que insistir en que siempre se debe lavar el pelo con champús adecuados para niños, ph neutro, y que no irriten la piel ni los ojos, masajear de una manera suave, y aplicar acondicionador para evitar que el pelo se enrede.

Desde los 6 a los 11 años, con dos o tres veces a la semana bastará; sin embargo a partir de los 12 deberían lavarse el pelo con más frecuencia, ya que suelen sudar más y sus incipientes hormonas les jugarán malas pasadas segregando más grasa en el pelo de lo habitual.

Es importante no aplicar demasiado producto ya que puede ensuciar el pelo, lo exacto es el tamaño de una avellana para el pelo corto y una nuez para el largo; pero tampoco conviene seguir la corriente tan de moda últimamente del "no-poo", es decir, nada de jabón, ya que el agua por sí sola no consigue arrancar la grasa del cabello, y el bicarbonato, aunque es cierto que seca ligeramente el cuero cabelludo, también puede irritarlo. 

Así que, si eres de las que no tienes tiempo para lavar el pelo a tus hijos, ya puedes relajarte un poco, en general con tres días a la semana será suficiente para que tus hijos luzcan un pelo sano y limpio.

Ideas de peinados de Primera Comunión para niñas

Tu bebé mes a mes

Ad