Errores en el tratamiento de la enuresis infantil

Existen algunas falsas creencias para tratar la enuresis infantil

  • compartidos

Existen falsas creencias sobre el tratamiento de la enuresis. Es necesario aclarar ciertos aspectos del tratamiento para que, aunque nuestro objetivo sea solucionar la Enuresis de los niños, se evite desarrollar otros trastornos.

La enuresis es la emisión de orina repetida de forma intencionada o involuntaria. A partir de los 5 años, si el niño sigue orinando de noche en la cama es cuando comienza a considerarse que puede tener este trastorno: enuresis.

4 falsas creencias en el tratamiento de la enuresis 

Mitos sobre el tratamiento de la enuresis

- Hay que limitar los líquidos:

Muchos de los niños enuréticos tienen, sobre todo en las horas de la tarde, una sed compulsiva que los lleva a beber mucho… y lo cierto es que parece ser que rara vez el limitar los líquidos es una medida efectiva para evitar la cama mojada. En la práctica solo sirve para crear situaciones de discusión familiar innecesarias. Sin embargo, en algunos casos, el niño puede beneficiarse al limitar la ingesta líquida, especialmente referido a las bebidas que contienen cafeína y el tomarla justo antes de dormir.

- Prueba a levantarlo/a durante la noche para hacer pis (y así no mojará la cama):
Levantarlos para orinar durante la noche no favorece la curación de la enuresis. Por el contrario, como estos niños suelen orinar más de una vez durante la misma noche, es común que ya estén mojados cuando los van a levantar, o que mojen la cama unas horas más tarde. Esta situación genera entonces una situación doblemente frustrante: por un lado la cama mojada y por el otro el malestar de haber hecho un sacrificio inútil.
Existen casos aislados en los que esta práctica es efectiva y no representa un gran sacrificio familiar.

- Ejercicios para aumentar la capacidad vesical, que no confundir con aprender a retener:
Parece ser que no suelen ser beneficiosos, ni en el proceso de curación de la enuresis ni para amanecer con la cama seca.

- Evitar la colocación de pañales:

Esto es algo que los padres hacen con relativa frecuencia y que no sólo no llega a nada sino que afecta aún más la autoestima del niño. Hay que intentar tomar el problema con tranquilidad y hacerle sentirse seguro, y los pañales para estos niños están pensados para ser braguita o calzoncillo.

Fotos a bebés dormilones

VIDEO

  • Educación

  • Embarazo y parto

  • Bebés

  • Recetas

  • Alimentación

  • Salud