Cómo ayudar a los niños a comprender la epilepsia

  • compartidos

En Indonesia, la epilepsia se considera como un castigo de fuerzas oscuras, en Uganda creen que es contagiosa y no dejan que los epilépticos coman con los demás e incluso, en la primera potencia mundial, Estados Unidos, hasta 1980 estaba prohibido casarse con personas con esta enfermedad. El desconocimiento sobre ella es grande, y todavía hoy se tienen muchas ideas erróneas en torno a la epilepsia, por ello es imortante, sobre todo, en el Día Internacional de la Epilepsia, ayudar a normalizar la enfermedad en la sociedad.  

Un cuento para explicar a los niños la epilepsia

Epileto, un cuento para explicar la epilepsia

¿Sabías que personajes como Napoleón Bonaparte, Julio César o Alejandro Magno la padecieron? La epilepsia es una enfermedad que puede afectar a cualquier persona independientemente de su edad, sexo, raza o país. Sin embargo, la falta de conocimiento sobre ella, ocasiona que muchos niños sufran discriminación social. Yo conozco dos casos de mujeres con epilepsia y una de ellas lo lleva en secreto porque piensa que la estigmatizarán si se hace público. 

Para dar a conocer la epilepsia, la Asociación Madrileña de Epilepsia ha editado un cuento titulado Epileto, un amigo especial, con el que pretende que se conozca esta enfermdedad en los colegios y así favorecer la integración de los niños que la padecen. 'Es como una tormenta que pasa dentro de la cabeza: el cielo se vuelve gris, llueve mucho y aparecen rayos y truenos, hasta que la tormenta termina y vuelve a salir el sol', con estas palabras Epileto explica en el cuento a sus compañeros de clase lo que le ocurre a su amigo Leo cuando tiene una crisis. Se trata de una estupenda iniciativa, ya que para ayudar a los niños es necesario hablar su lenguaje, y un cuento supone un vehículo ideal para trasladar a los niños más información sobre la epilepsia.

Y es que todavía existe mucho desconocimiento en torno a ella. Cuando escuchamos la palabra epilepsia imaginamos la escena de una persona en el suelo con convulsiones que babea y pierde el control. Sin embargo, estas crisis son sólo un tipo de epilepsia, hay muchas variedades y cada una tiene sus síntomas. Los niños y las personas mayores son los que tienen mayor riesgo de padecerla, por ello es importante explicar a los niños qué es esta enfermedad y normalizarla de cara a la sociedad. No sólo se trata de ayudar a los niños epilépticos, sino también de evitar situaciones como la de Indonesia, Uganda o Estados Unidos.

En definitiva, con el tratamiento adecuado, el 70% de los pacientes epilépticos consiguen no tener crisis y en algunos casos pueden dejar la medicación trascurridos unos años. Son por tanto personas como los demás, capaces de vivir y convivir como el resto.

Fuente: Asociación Madrileña de Epilepsia (AME)

Decálogo de los derechos de los niños

VIDEO

  • Educación

  • Embarazo y parto

  • Bebés

  • Recetas

  • Alimentación

  • Salud