Los peligros de los polvos de talco para bebés

  • compartidos

Todos los hemos utilizado en algún momento de nuestras vidas. Nos gustan por su olor y por su tacto. Incluso, durante mucho tiempo los recomendaron para la piel de los bebés. Sin embargo, todo ha cambiado, y las virtudes de los polifacéticos polvos de talco se convierten ahora en peligros y sospechas.

La archiconocida firma Johnson & Johnson, número uno en el mundo en productos de higiene, ha tenido que pagar una suma millonaria como indemnización a una familia, ante un supuesto caso de cáncer de ovarios por culpa del uso de polvos de talco en la zona genital.

Los polvos de talco para bebés, ¿son cancerígenos?

Niño con polvos de talco

La firma norteamericana Johnson & Johnson ha tenido que pagar 72 millones de dólares como indemnización a una familia por la muerte de una mujer de 62 años que usó durante toda su vida polvos de talco. La mujer, Jackie Fox, murió de cáncer de ovarios. 

Las alarma ha saltado como un resorte. ¿Significa esto que los polvos de talco para bebés son cancerigenos? ¡Si los pediatras los recomendaban hace muchos años!

Evidentemente, la industria que fabrica polvos de talco niega rotundamente esta acusación. Sus productos, defienden, no suponen ningún riesgo para la salud. Según ellos, ni el Instituto Nacional contra el Cáncer de Estados Unidos ni la Agencia de Alimentos y Medicamentos de este país han podido demostrar que sus productos produzcan cáncer. La acusación en este caso se basó sin embargo en la comparativa del tabaco con el cáncer de pulmón. 'Quien niegue que existe una relación y un riesgo, está ciego', dijeron. 

Por lo tanto, la sentencia a favor de la familia demandante da mucho que pensar al respecto. No se ha demostrado pero... tal y como dice el refrán: 'cuando el río suena...agua lleva'.

Los riesgos de utilizar polvos de talco con los bebés

¿Pero por qué puede ser tan peligroso el polvo de talco para bebés? ¿De qué están hechos? Los polvos de talco se elaboran a base de silicato de magnesio, silicona, oxígeno e hidrógeno. Se utilizan sobre todo la evitar las rozaduras en la zona del pañal.

En algunos estudios se ha comprobado que aumenta el riesgo de padecer cáncer de ovarios en un 33%, mientras que otros estudios prefieren ser cautos porque aún no encontraron la relación directa.

Estos son, según los más críticos, los hipotéticos riesgos de los polvos de talco para bebés:

- Aumento de la posibilidad de padecer cáncer de ovarios en niñas si se usa en los genitales.

- Problemas respiratorios por la inhalación de los polvos de talco. 

- Síndrome respiratorio crónico derivado de la inhalación de los polvos de talco, conocido como Talcosis.

- Irritación de los ojos.

- El uso excesivo de polvos de talco reseca la piel del bebé.

VIDEO

  • Educación

  • Embarazo y parto

  • Bebés

  • Recetas

  • Alimentación

  • Salud