Por qué los geles de dentición son peligrosos para el bebé

  • compartidos

Un mordedor, alimentos fríos y como no, geles de dentición. ¿Quién no lo ha intentado todo con tal de calmar el dolor de encías del bebé cuando empiezan a salirle los dientes?

Ahora, la Federación Americana de Alimentos y Medicamentos advierte del peligro de los famosos geles para los dientes del bebé. Puede que calmen su dolor, sí, pero con terribles consecuencias. 

Por qué no utilizar geles de dentición con los bebés

El peligro de los geles de dentición para el bebé

Los geles de dentición para el bebé se intentan vender no sólo como fantásticos calmantes del dolor de encías del bebés. Aseguran que sus principios activos mejoran el crecimiento de los dientes. Sobre todo por la phosphorica calcarea, un ingrediente de origen homeopático. Suelen incluir entre sus ingredientes camomila, que es un poderoso calmante, belladonna, una planta que actúa contra la irritación y coffea cruda, que beneficia el sueño del bebé. Entonces... ¿por qué es perjudicial? 

Muchos bebés han presentado este cuadro clínico tras utilizar tabletas o geles de dentición: 

- Convulsiones

- Letargo o somnolencia excesiva

- Dificultad para respirar

- Debilidad muscular

- Estreñimiento

- Enrojecimiento de la piel

Esta 'particular lucha' de la Federación Americana de Medicamentos comenzó hace años. Ya en 2010 enviaron una alerta a médicos y empresas farmaceúticas avisando del riesgo de las tabletas de dentición. Una importante firma farmacéutica decidió retirarlas (CVS). El ingrediente investigado fue en concreto la belladonna. Sin embargo, muchos de los fabricantes de estos productos aseguran que la cantidad de este compuesto es 'insignificante' e incapaz de producir efectos tan adversos en los niños.

Sea como sea, hasta la Academia Americana de Pediatría aconsejan a los padres no utilizar este tipo de geles que incluyan entre sus compuestos la belladonna y la benzocaína.

Cómo calmar las encías del bebé durante la dentición

Si no podemos utilizar geles ni tabletas de dentición... ¿qué podemos hacer? 

1. Masajear la encía del bebé con el dedo (bien limpio).

2. Enfriar un paño limpio en el frigorífico y frotar con él las encías del bebé.

3. Utilizar un mordedor o anillo rígido que pueda morder. 

4. Si el bebé ya toma alimentos sólidos, darle fruta fría, como un plátano, que pueda morder.

VIDEO

  • Educación

  • Embarazo y parto

  • Bebés

  • Recetas

  • Alimentación

  • Salud