Esperanza para los niños con cáncer

  • compartidos

Con motivo de la celebración del Día Internacional del Niño con Cáncer se abre una nueva puerta a la esperanza de estos niños y de sus familias, ya que las cifras son alentadoras. Tanto el registro de nuevos casos de cáncer en niños, que es bajo en la población infantil, como la curación de los casos diagnosticados, que cada vez es más alto, son buenas noticias que ilusionan a todos los afectados por el cáncer en la infancia.

Y es que realmente la incidencia del cáncer en los niños es muy baja actualmente. Sólo se están registrando 140 casos nuevos al año por cada millón de niños menores de 15 años y, durante las últimas décadas, los avances en las técnicas diagnósticas y en los tratamientos del cáncer infantil han aumentado la supervivencia de estos niños hasta el 76 por ciento.

Recursos para familias de niños con cáncer

bebé con cáncer

Desde muy pequeños, los niños que han sido diagnósticados de cáncer deben enfrentarse a situaciones dífíciles y a pruebas duras de la vida, que afectan a su rutina y que tocan hasta la última fibra sensible de su persona. Pasar largas temporadas sin ir al colegio, afrontar los cambios que se producen en su familia debido a su enfermedad, integrar el sufrimiento en su vida y enfrentar el miedo a la muerte son sólo algunas de los tremendos dramas que afectan a estos niños, que además deben compaginar con el duro tratamiento de la enfermedad que conlleva constantes pruebas y controles médicos, periodos de hospitalización y tratamientos agresivos con importantes efectos secundarios que afectan a su imagen corporal, a su apetito... 

Ofrecer a los padres de niños con cáncer recursos para afrontar de una forma más fácil la enfermedad es el objetivo de muchas asociaciones de niños con cáncer. Y es que después de décadas de investigación contra el cáncer, todavía se desconocen las causas de la mayoría de los tumores en los niños. Nunca los padres son los culpables de la enfermedad del niño, los otros hijos no tienen por qué tener más probabilidades de desarrollar esta enfermedad y no existen malas prácticas o antedentes observados que pueden predisponer a un niño al padecemiento de cualquier tipo de tumor.

La Asociación Española de Lucha Contra el Cáncer, (AECC) insiste en afirmar que el cáncer infantil no es una enfermedad, sino un complejo número de distintas enfermedades que afectan al niño. En general, los tumores infantiles responden mejor a los tratamientos que los cánceres de adultos y, por eso, los niños tienen una tasa más alta de supervivencia.

Para mejorar la calidad de vida de los niños con tumores malignos, las familias solicitan que se les trate siempre en hospitales de referencia con unidades pediátricas integrales, es decir, que cuenten con profesionales como oncólogos, cirujanos o psicólogos especializados en pediatría, que se eleve la edad pediátrica de los afectados hasta los 18 años y que no se quede en los 14, como ocurre en general con todos los problemas de salud.

Marisol Nuevo. Redactora de Guiainfantil.com

 

Ayuda para padres con niños con cáncer:
Federación de Padres con Niños con Cáncer: cancerinfantil.org
Asociación Española Contra el Cáncer: aecc.es
Asociación Corazón de León: corazondeleon.org

Películas para niños que han ganado un Oscar

VIDEO

  • Educación

  • Embarazo y parto

  • Bebés

  • Recetas

  • Alimentación

  • Salud