Decálogo para que los niños no se ahoguen en las piscinas

  • compartidos

Cuando comienza la temporada de calor y las familias acuden a las piscinas o a la playa, se suceden también las noticias sobre personas que mueren ahogadas. 

Las playas y piscinas son lugares para disfrutar y donde los niños encuentran una fuente de diversión, sin embargo, los padres no podemos bajar la guardia. ¿Sabías que un bebé puede ahogarse en una piscina que cubre sólo 30 centímetros?

10 puntos clave para evitar que los niños se ahoguen en piscinas

Decálogo de seguridad de niños en piscinas

Los padres podemos y debemos poner unas medidas de precaución básicas para evitar un mal mayor. Se trata de cuidar la seguridad de los niños y los bebés siguiendo unas sencillas pautas:

1 - No perder de vista en ningún momento a los niños en la piscina o la playa

2 - No delegar la responsabilidad de vigilar a un bebé en otro niño más mayor

3 - Respetar las horas de digestión de los niños

4 - No dejar que los niños se bañen solos

5 - Los menores deben usar flotador, burbuja o manguitos

6 - No permitir que jueguen en los bordillos de la piscina

7- Evitar distraerse hablando por teléfono o leyendo una revista mientras los niños están en el agua

8- Inscribe a los niños en cursos de natación con personal cualificado

9- Nunca bajar la guardia aunque el niño sepa nadar

10- No dejes que los niños se acerquen a los puntos de drenaje en piscinas, ya que podrían quedar atascados.

Dibujos para colorear de la playa

VIDEO

  • Educación

  • Embarazo y parto

  • Bebés

  • Recetas

  • Alimentación

  • Salud