Cuando un niño descubre su sombra por primera vez

  • compartidos

Algunos intentan agarrarla. La mayoría sale corriendo asustado. Hay quien se queda muy quieto, como una estatua. Pero todos ellos tienen algo en común: y es que las reacciones de los niños ante la primera vez que ven su sombra, son sobre todo, tiernas. 

Ningún adulto recuerda su etapa de bebé. Tal vez nos llegue algún recuerdo muy difuso. Pero seguramente sean pinceladas de un pasado que alguien nos contó cuando éramos ya más mayores. Lo normal, es que esas primeras sensaciones, esos primeros descubrimientos, se pierdan.

La primera vez que un niño descubre su sombra

Bebé que señala su sombra

Me encantaría recordar ese momento, esa primera vez que me di cuenta de que alguien me seguía los pasos constantemente. Fuera donde fuera. Tal vez me asusté. O quizás no. Cada niño es un mundo y cada bebé reacciona de forma diferente. Por eso, al ver este vídeo, en donde distintos niños ven por primera vez su sombra, me doy cuenta de la cantidad de recuerdos que me gustaría recuperar

Hay niños que corren y corren, pensando que en algún momento lograrán librarse de su sombra. Y otros la tocan, la palpan, buscando quizás otro niño en ella. Hay niños que hablan con ella, sin entender por qué no tienen respuesta. Y niños que se que ni se mueven. Por si acaso. Por si ese ser extraño se abalanza sobre ellos. Muchos sienten miedo e intentan pisarla. No entienden muy bien qué es, qué significa la sombra. Por qué no pueden librarse de ella. Por qué camina a su lado. Por qué cambia y pasa de estar a un lado a estar detrás, delante, bajo sus pies. Y alguno respira aliviado al comprobar al fin que el único sitio en donde pueden deshacerse de su sombra es, paradójicamente, en otra sombra. 

Poco a poco entenderán que su compañera de viaje no es peligrosa. Que incluso pueden jugar con ella. Sin necesidad de escapar. 

La primera vez que descubres tu sombra. La primera vez que bailas con ella. La primera vez que algo te hace reír. La primera vez que ves el mar, que descubres una estrella, que acaricias una flor. Tantas primeras veces... en algún lugar de ese pequeño diario que no logramos encontrar, pero que seguro que está ahí, en algún lugar de nuestros recuerdos, esperando a que los leamos de nuevo esas primeras líneas de trazos infantiles. 

Juegos para el baño del bebé

VIDEO

  • Educación

  • Embarazo y parto

  • Bebés

  • Recetas

  • Alimentación

  • Salud