Mi móvil en los patucos de mi bebé

  • compartidos

Las temperaturas veraniegas son ideales para salir a pasear con mi bebé a la caída de la tarde. Estos paseos son un ejercicio ideal para los padres y una actividad enriquecedora para el bebé que puede ir observando desde su silla cómo pasa el mundo a su alrededor. Pero, a veces, contemplar el exterior no es lo único que le apetece a mi bebé y empieza a jugar con todo lo que tiene a mano.

Uno de sus hobbies favoritos son sus propios pies. Fascinado por ellos, mueve sus piernas y frota los pies uno contra otro hasta que consigue descalzarse. Cuando los cordones están tan justos que esta misión es costosa y, a veces, imposible, con esa flexibilidad que le caracteriza, alcanza con las manos sus zapatos y, al tirar de ellos, salen literalmente volando. Como consecuencia, me toca estar muy pendiente de él para que no los pierda, porque en una ocasión no pude encontrar la otra pareja del par y me tocó comprar unos nuevos, tres días después de haber estrenado los que perdió.

Ideas para recuperar objetos perdidos

Mi móvil en los patucos de mi bebé

Después de aquello y de volver sobre mis pasos un montón de veces para ver dónde se le había caído el zapato con la esperanza de encontrarlo, se me ocurrió la idea de apuntar mi número de móvil en el interior de sus patucos, zapatos y botitas con un rotulador indeleble, de los que no se borran, con el objetivo de que quien los encontrase pudiera llamarme para devolvérmelo. Y así ha ocurrido ya en dos ocasiones y he evitado tener que comprar un par de zapatos nuevos cuando los antiguos aún no se le habían quedado pequeños.

La primera vez, un chico joven me llamó para decirme que había visto el zapato en la acera y al recogerlo había visto el número de mi móvil en el interior. Casualmente pasaba por allí, y me dijo que lo dejaba en una cafetería cercana donde podría pasarme en cualquier momento a recogerlo. Otro día, recibí la llamada de una mujer mayor, que se deshizo en halagos por la originalidad de esta idea, cuando me llamó. Nos citamos en un parque infantil cercano y durante nuestro encuentro se lamentaba de que en la época en la que ella tuvo a sus hijos y eran pequeños, las comuncaciones no estuvieran tan avanzadas como ahora. 

Y es que desde que son pequeños, los papás nos tenemos que ir acostumbrando a marcar todo con su nombre y número de teléfono. Al principio, son los patucos y los zapatos, y por qué no también el osito, el chupete y la mantita. Los bebés tienen una etapa terrible en la que les encanta poner a prueba la ley de la gravedad y les gusta tirar al suelo cualquier cosa que tienen las manos para que sus papás se agachen una y otra vez a recogerlo. No obstante, luego después con su ingreso en la escuela infantil o en cada vuelta al cole marcar libros de texto y todo tipo de prendas de vestir es una de las mejores ideas que los padres podemos tener para localizar todo lo que pueden perder.

Marisol Nuevo. Redactora de Guiainfantil.com

Nombres de bebés famosos

VIDEO

  • Educación

  • Embarazo y parto

  • Bebés

  • Recetas

  • Alimentación

  • Salud