¿Por qué pueden ser inseguras las cámaras para bebés?

  • compartidos

Las cámaras de vigilancia para bebés nos han servido de gran ayuda a muchos padres. Gracias a ellas podemos saber si el bebé llora, si se ha despertado o si duerme tranquilo

Sin embargo, es posible que nunca hayas pensado que también se trata de un dispositivo potencialmente inseguro, y es que un estudio realizado en Estados Unidos nos alerta sobre 10 posibles fallos en las cámaras comerciales. ¿El principal? La posibilidad de conectarse a ellas y acceder a todas las imágenes y sonidos que recojan.

Es posible acceder a las imágenes de las cámaras para bebés

El peligro de las cámaras de videovigilancia para bebés

Una de las grandes 'grietas' que han detectado los especialistas en estas cámaras de videovigilancia es la facilidad de atacarlas desde cualquier parte del mundo y, no sólo acceder, sino también grabar todas las imágenes que captan.

Es posible que te estés llevando las manos en la cabeza y pensando qué tipo de imágenes pueden haber captado en tu caso, desde las más cotidianas sacando al bebé de la cuna o jugando con él, a las más privadas, pasando por la habitación sin ropa después de la ducha. Si la tecnología llega hasta ese punto, ¿no te sientes un poco como en Gran Hermano o como en la Alemania Democrática de la Stasi?

Las cámaras de videovigilancia para bebés se conectan al wifi de casa e incluyen pocas medidas de seguridad, pero no son los únicos dispositivos vulnerables: tablets, ordenadores o smartphones también pueden ser controlados por crackers desde cualquier punto del mundo.

Las compañías que fabrican estas cámaras fueron avisadas de su vulnerabilidad y algunas ya han actualizado sus programas para impedir estos ataques, sin embargo, nosotros también en casa podemos llevar a cabo una serie de medidas de seguridad para evitar exponer nuestra vida privada a ojos extraños.

Vivimos en la era de la vigilancia. Sin darte cuenta, al día has dado tantos datos sobre ti que quienes manejan la información conocen tus gustos y preferencias mejor que tu mismo. Tus restaurantes favoritos, si necesitas mejorar en inglés, si quieres viajar a París, cuánto dinero gastas en compras al mes, donde estás o a dónde vas. La privacidad es algo que ha quedado reducido con el avance de las nuevas tecnologías, pero si pensamos que además es posible escuchar o ver lo que haces dentro de tu casa, ¿no te sientes desnudo, indefenso, expuesto, atacado?

En el caso de las cámaras para bebés, para proteger tu privacidad al máximo, es importante que al adquirirla conozcas sus características, verifiques su seguridad y siempre intentes que tenga actualizado el firmware, que es el programa que permite que sea posible el envío de instrucciones a los componentes electrónicos del dispositivo. También debemos vigilar la seguridad de nuestro wifi y verificar que la contraseña sea lo más segura y complicada posible. 

Y sino, te quedan dos opciones: apagarla o saludar a cámara.

Fotos a bebés dormilones

VIDEO

  • Educación

  • Embarazo y parto

  • Bebés

  • Recetas

  • Alimentación

  • Salud