Ideas de postres para endulzar el Día de Todos los Santos

  • compartidos

Es muy común en muchas familias que siguen la tradición católica del Día de Todos los Santos, que la gente se reúna para ir al cementerio para hacer una visita a la sepultura de algún pariente o amigo, aunque esta fiesta sea algo más que un tributo a los muertos. Puede ser el día perfecto para reunir a todos y degustar de los postres tradicionales tan señalados para esta fecha.

Postres para celebrar el Día de Todos los Santos

Dulces para el Día de todos los santos

Para este día, cada país tiene sus propias preferencias en cuanto a la repostería. En España, los buñuelos de viento, los huesos de santo y las empiñonadas son los postres más tradicionales y populares. Además, son dulces muy fáciles de preparar y su resultado es muy exquisito. 

Dulces típicos para el Día de Todos los Santos

- Los buñuelos de viento son un postre más suave, ligero y económico. Antes, le llamaban de buñuelos de viento por no estar rellenos de nada, de ninguna crema. Con el pasar de los años, los buñuelos pasaron a ser rellenos de distintos sabores. La masa para los buñuelos está hecha sólo de azúcar y harina, y su relleno puede variar: de chocolate, de trufa, de crema pastelera o de otro sabor que os guste.

- Las empiñonadas o panellets, como suelen llamarlos en Cataluña, están hechos de azúcar, piñones, limón y huevo. Al igual de los huesos o los buñuelos, son unos pasteles pequeños, de sabor exquisito, muy tradicionales para la época. Su preparación es sencilla y rápida y normalmente se hace mezclando almendra molida, azúcar, raspadura de limón e yemas de huevo. No hace falta asar ni freír las bolitas. Basta con pasarlas por clara batida y luego en piñones enteros. Si todavía no has probado estos postres, os recomiendo que lo hagáis. Es una buena forma para endulzar una tradición.

- Los huesos de Santo que, como su propio nombre dice, tiene forma definida de un 'hueso', son canutillos hechos de mazapán, recubiertos de almíbar. Su relleno suele ser una masa de dulce de yema, aunque con el paso del tiempo se fueron diversificando. Hoy también se puede encontrar rellenos de chocolate, de trufa o incluso de frutas como el coco, el plátano o las fresas.

Cómo decorar la comida de los niños

VIDEO

  • Educación

  • Embarazo y parto

  • Bebés

  • Recetas

  • Alimentación

  • Salud