¿Tu hijo necesita de una actividad extraescolar?

  • compartidos

Hace algunos años que las actividades extraescolares invadieron la vida de los niños y hoy se han convertido en algo casi obligatorio para muchas familias con niños.

En razón de la gran demanda que existe, las actividades extraescolares se multiplicaron y se transformaron en un gran negocio para muchas empresas del sector. Apuntar a los niños en actividades es una buena alternativa pero ojo para que no se sobrecargue el tiempo de los niños.

Actividades extraescolares para los niños: casi una obligación

Niño hace judo

Indiscutiblemente, la música, el deporte, las manualidades, idiomas, método Kumon y danza son actividades que contribuyen para el desarrollo social, escolar y académico, como también al crecimiento de los niños. Estimulan su sensibilidad, compromiso, su concentración y diversión.

También enriquecen su autoestima y autodisciplina. Pero no podemos ignorar que dichas actividades, aparte del colegio, también exigen una gran medida de esfuerzo por parte de los pequeños. Por esta razón, no deben representar una sobrecarga excesiva ni aburrida para ellos. Los niños deben optar por lo que más les guste, según sus propios criterios.

Aunque los padres deseen ofrecer a sus hijos la formación más completa, no deben olvidar que si sobrecargan el tiempo de sus hijos las consecuencias pueden ser preocupantes. Las actividades extraescolares es interminable, pero el tiempo es limitado. Y aunque todos queremos ofrecer a nuestros hijos la formación más completa, si sobrecargamos sus horarios las consecuencias pueden ser muy malas. Puede llevar a los niños a un estrés, a un agotamiento físico, a una depresión, o incluso a un fracaso escolar. En todo caso, si vas a apuntar a tu hijo en alguna actividad extraescolar, deberías seguir algunos consejos:

1- Intenta apuntarlo en como máximo a dos actividades y que una de ellas sea un deporte.

2- Elije una actividad que el niño pueda ejercerla después de los deberes escolares. Eso evitará que el niño empiece a hacer los deberes, cansado y fatigado. Los deberes escolares, lo primero.

3- No exija ni impongas una actividad a tu hijo. Él niño debe participar y opinar a la hora de elegir la actividad. Se debe considerar su interés y sus necesidades. Al fin y al cabo, será él quién va a realizar la actividad.

4- Es conveniente considerar que aunque el niño haga una actividad, que el pequeño también tenga tiempo para jugar con sus amigos y estar con su familia.

Ideas de juegos para que los niños aprendan las letras del alfabeto

VIDEO

  • Educación

  • Embarazo y parto

  • Bebés

  • Recetas

  • Alimentación

  • Salud