Qué hacer cuando el embarazo no llega

  • compartidos

Habéis decidido tener a un bebé, abandonar los métodos anticonceptivos, y noche tras noche, intentas quedar embarazada. El tiempo va pasando, y nada de nada.

En un determinado momento, os dais cuenta de que ya lleváis intentando tener a un hijo más de un año. Y os preguntáis: ¿qué pasa? ¿por qué no conseguimos quedarnos embarazados? ¿tenemos algún problema? Pues yo diría que probablemente sí. Casi la cuarta parte de las parejas en edad reproductiva en España, suele presentar problemas de fertilidad o esterilidad.

Pruebas médicas para quedar embarazada

Pareja feliz por embarazo

Cuando se llega a esta situación, y lo digo por experiencia propia, lo mejor es buscar una orientación medica. La esterilidad o infertilidad son términos difíciles de asumir por una pareja, principalmente cuando se tienen muchas ganas de tener a un bebé. Eso hace que algunas incluso hagan oídos sordos a lo que dice la medicina.

La probabilidad de que una mujer, con ciclos menstruales regulares, quede embarazada en un ciclo, es de un 25 por ciento. La edad de la mujer también influye, y a partir de los 35 años, el embarazo es aún más difícil de conseguir. Por esta razón, lo mejor es buscar un diagnóstico lo antes posible, y seguir los consejos de un médico especialista en fertilidad.

El ajetreo en el trabajo o una inadecuada situación económica hacen que muchas parejas vayan aplazando el momento de ser padres. Aparte de eso, otros problemas como la endometriosis, alteraciones en las trompas o en el esperma, son sólo algunas de las causas que pueden impedir a una mujer quedarse embarazada. No se trata de buscar culpables. No viene al caso porque aunque quisierais descubrir donde reside la responsabilidad, las estadísticas dicen que un 40 por ciento de las parejas estériles lo son por causa femenina, otro 40 por ciento por causa masculina y el 20 por ciento restante por causas mixtas. Lo que sí existe es un problema que ambos deben solucionar, juntos. Sentir vergüenza o miedo a buscar un especialista en fertilidad, tampoco tiene sentido. Se calcula que existe cerca de un millón de parejas que están en la misma situación que vosotros.

Cómo saber si eres estéril

Un estudio de esterilidad empieza después de un año de intentar el embarazo sin éxito con relaciones sexuales regulares. Primero, se realiza un historial clínico de la pareja, así como de sus hábitos sociales. Las pruebas empiezan con una exploración ginecológica, con una citología vaginal (test de Papanicolau), y una ecografía para descartar alteraciones en el útero (como la endometriosis) o en los ovarios.

Paralelamente, se realiza un análisis del semen para observar la concentración de espermatozoides, su movilidad y su morfología. Así se conoce la capacidad fecundante del semen. En caso de que presente alguna anormalidad, el estudio deberá ser repetido antes de llegar al diagnóstico de infertilidad masculina, e iniciar un estudio andrológico. También es necesario realizar una analítica hormonal a través de un análisis de sangre de la pareja y una histerosalpingografía. ¡Vaya nombre! Se trata de una inyección de un contraste radiopaco en el cuello del útero que rellena la cavidad uterina y las trompas de Falopio, lo que permite saber si las trompas son normales (permeables) y si existen malformaciones como tabiques, pólipos o miomas, en el útero, que dificulten la implantación del óvulo fecundado. Esta prueba se realiza en la primera fase del ciclo menstrual, después de finalizada la regla.

Además, también se suele realizar una biopsia de endometrio, y se mide la temperatura basal de la mujer durante tres meses para saber si ovula con regularidad. Con el balance de la temperatura, la pareja podrá saber el momento más adecuado para mantener relaciones sexuales. Algunos médicos suelen pedir una exploración más profunda como, por ejemplo, una laparoscopia.

Con todas estas pruebas, los médicos averiguan donde está el problema y si no es posible concebir un hijo por métodos naturales, es posible que la ciencia pueda convertir el sueño de muchas parejas en realidad. Muchas veces se tiene que recurrir a una fecundación in vitro

9 cosas que la mujer debe evitar durante el embarazo

VIDEO

  • Educación

  • Embarazo y parto

  • Bebés

  • Recetas

  • Alimentación

  • Salud