Identificar y potenciar las capacidades del niño superdotado

  • compartidos

Muchas familias se enfrentan con una gran falta de orientación o un desconocimiento absoluto sobre cómo estimular para desarrollar el potencial intelectual de sus hijos superdotados. Muchos ni siquiera saben que su hijo puede poseer altas capacidades intelectuales, ya que actualmente en España no se fomenta ni se reconoce ni se aprovecha la alta inteligencia de los niños, desperdiciándose el talento existente en algunos pequeños.

Si alguna vez te has preguntado si tu hijo pudiera tener altas capacidades, debes saber que existen algunas señales que pueden indicarnos que un niño puede ser superdotado.

Las señales que indican que un bebé es superdotado

Bebé pintando con pincel

Los bebés pueden poseer avanzadas habilidades motoras en la manipulación de objetos y en la atención a imágenes y detalles. Antes del año podrían presentar precocidad en el habla como el empleo de frases sencillas y el comienzo de andar sin sujeción.

A partir de los dos años pueden memorizar los cuentos que les leemos, y poseer una gran capacidad y rápido desarrollo para la creatividad y la concentración. A partir de los tres años, es un signo diferenciador una rica expresión oral y fluidez en el habla. Pero ¡ojo! la precocidad en todos los sentidos es sólo un indicio, pero no una conclusión; en este sentido, deberíamos distinguir entre niños talentosos y superdotados.

Cuando un niño es superdotado, es necesaria la estimulación a base de juegos de habilidad y creatividad, sobre todo por parte de la familia. Los padres tenéis un papel fundamental, vuestros hijos requerirán más tiempo de lo que es normal, ya que su necesidad de aprendizaje suele ser exagerada. Posteriormente, cuando empiezan el colegio, debéis buscar la ayuda de profesionales que os puedan orientar en el trato de vuestro hijo en particular y de las actividades a seguir.

Es conveniente la evaluación del niño por especialistas y enseñarles no sólo capacidades cognitivas, sino también el desarrollo de otro tipo de inteligencias como la inteligencia emocional y social para lo cual deberíamos potenciar su integración para que no se sientan como los "raros" en relación con otros niños. En ocasiones se da una interpretación errónea de la alta capacidad del niño, ya que puede presentar comportamientos de inadaptación. Es un gran error de los educadores la dinámica de volcarse en quienes tienen un déficit, como suele ocurrir, y no en un niño superdotado cuando es muy sensible a la marginación.

Un niño superdotado puede enfrentarse a numerosos problemas cuando hay una falta de atención a su desarrollo cognitivo. Esto les puede suponer, entre otras cosas, una frustración constante ya que, si no se atiende a sus capacidades, ese gran potencial que posee el niño se irá atrofiando, dando lugar a su insatisfacción. 

Patro Gabaldón. Redactora de Guiainfantil.com

Dibujos para colorear del colegio

VIDEO

  • Educación

  • Embarazo y parto

  • Bebés

  • Recetas

  • Alimentación

  • Salud