¿Qué esperan los padres de un colegio religioso?

  • compartidos

Hace unos días escuché el comentario de una madre muy preocupada por la educación de su hijo. Su hijo fue a un colegio público y después a uno religioso y ella todavía no se siente convencida de que ha elegido el mejor colegio para él.

Esta mamá matriculó a su hijo en un colegio religioso porque considera que un buen colegio no es el que se preocupa sólo con el nivel académico sino también con la enseñanza de valores. Pese a sus tentativas, ella sigue sintiéndose defraudada.

Los valores y la disciplina no se consiguen sólo en colegios religiosos

Colegio religioso ¿Sí o no?

En mi casa mis hermanos y yo, de pequeños, acudimos a un colegio religioso, y lo puedo decir con conocimiento de causa, que era muy, pero muy distinto a lo que ha estado mi hija hasta hace poco. Los tiempos cambiaron y la educación que los hijos reciben dentro de casa varía mucho según la familia.

No digo que los colegios religiosos de hoy sean peores ni mejores que los de antes. Lo que quiero decir es que hoy se han convertido en la opción más fácil y cómoda para muchas familias para 'arreglar' el comportamiento de los hijos. ¿Y qué ocurre con eso?

Pues que algunos colegios religiosos como el que va el hijo de esta madre y el que va mi hija, no siempre tienen una estructura firme y preparada para recibir esta 'avalancha' de niños con malas conductas, mal educados, sin límites, agresivos y caprichosos, que acaban perjudicando a las aulas y a los demás niños.

Sin duda, los valores son muy importantes para la formación de un ser humano, y por más que en casa trasmitamos valores como el respeto, la tolerancia y la bondad a nuestros hijos, muchas veces tenemos que nadar contra la corriente para preservarlos ya que nuestros niños, inevitablemente van aprenden también del exterior, de la sociedad, es decir, de los amigos, del colegio, de la televisión, etc., muchas cosas que van en contra a estos valores.

¿Y qué se puede hacer? Creo que poner a los hijos en un colegio religioso meramente para que lo mantengan controlados, alejados de las drogas y de otros vicios, y les conviertan en niños más disciplinados, es una equivocación. Un colegio religioso no es un gabinete de terapia del comportamiento ni un correccional de niños.

Eso lo primero. Y luego que los colegios religiosos están dirigidos por una entidad confesional y cuentan con un proyecto educativo orientado en valores cristianos. Además de eso, hay que tener claro que la educación de cada niño empieza en casa, en el seno familiar. Lo ideal es que existiese una coherencia entre la forma de pensar y vivir de los padres al ideario del centro escolar que elijan ellos. Eso evitaría mucha confusión en los niños, y muchas dudas en los padres.

Dibujos para colorear del colegio

VIDEO

  • Educación

  • Embarazo y parto

  • Bebés

  • Recetas

  • Alimentación

  • Salud