Viajar con el bebé en barco

Cómo disfrutar de las vacaciones en familia

  • compartidos

Son muchos los padres que deciden posponer sus viajes en vacaciones hasta que su bebé sea más grande y pueda disfrutar de la experiencia. Otros no se atreven a llevar al bebé de vacaciones por ser demasiado pequeño y sentirse inseguros. Pero hemos encontrado las vacaciones ideales para toda la familia independientemente de la edad de tu bebé: un crucero.

8 recomendaciones para viajar con el bebé en el barco

bebé en barco

Si bien es cierto que viajar con un bebé conlleva ciertas complicaciones logísticas, éstas desaparecen en los cruceros que suelen estar preparados para afrontar cualquier situación. Viajar en barco con un bebé es mucho más cómodo que hacerlo en coche, en tren o en avión y el único inconveniente que encontramos es que el bebé se pueda marear el primer día. Algo que también les ocurre a los adultos. Tenemos algunas recomendaciones para viajar en barco con el bebé.

1. Elige un crucero con una ruta interesante pero no demasiado larga y procura que la salida y la llegada sean en tu país de origen para evitar el trayecto en avión

2. Consulta con la agencia de viajes o con la propia compañía naviera el límite de edad para los bebés. La mayoría de los cruceros permiten viajar a cualquier bebé a partir de 6 meses.

3. Necesitarás el DNI de tu bebé y una tarjeta sanitaria para embarcar. Y así tendrás cualquier necesidad sanitaria cubierta en cualquier parada. Tampoco olvides llevar los medicamentos básicos que tu bebé pueda necesitar, aunque en casi todos los cruceros hay un médico de la compañía.

4. A la hora de preparar la maleta de tu bebé ten en cuenta la temperatura exterior veraniega, pero en el interior del barco el aire acondicionado suele estar demasiado fuerte. No escatimes en chaquetas y ropa de abrigo para tu bebé.

5. Antes de contratar el crucero pregunta si el barco tiene instalaciones y accesorios para bebés. En algunos barcos puedes encontrar cunitas, bañeras e incluso niñeras que se hacen cargo de tu bebé en momentos puntuales.

6. En estas vacaciones olvídate del carrito del bebé y limítate a llevar una silla plegable. Aunque lo más útil tanto para estar en el barco como para las excursiones a las distintas ciudades será la mochila portabebés.

7. Procura llevar todos los accesorios que tu bebé necesite para la comida, como los potitos o los biberones. Si aún le estás dando el pecho a tu bebé, estás de suerte, porque tendrás que preocuparte de menos detalles.

8. Recuerda que tu bebé es responsabilidad tuya. Si ya anda o gatea tendrás que estar muy pendiente de él. Y no olvides nunca que tu familia no viaja sola en el crucero, actúa con responsabilidad y respeto porque todos los pasajeros tienen derecho a disfrutar de sus vacaciones.

Laura Vélez. Redactora de Guiainfantil.com

Dibujos para colorear de la playa

VIDEO

  • Educación

  • Embarazo y parto

  • Bebés

  • Recetas

  • Alimentación

  • Salud