Cómo eliminar manchas de pintura de la ropa infantil

Pautas para quitar la pintura de las prendas de los niños

  • compartidos

Cuando los niños son pequeños, sus almas son libres y creativas, y una de las formas más comunes de expresar su imaginación es a través de los dibujos y sobre todo del los colores. A muchos niños les encanta pintar, dibujar y usar para ello pinturas con las que sentirse auténticos artistas. 

Pero, ¿qué pasa cuando las pinturas no se quedan en el lienzo, el papel o la propia piel, y traspasan la ropa? Conocer los mejores remedios caseros para acabar con la pintura en los tejidos nos solucionarán muchas situaciones con los pequeños artistas de la casa. 

Las manchas de pintura y sus remedios caseros 

 Cómo quitar la pintura de la ropa infantil

Cuando vemos que la mancha está reciente, lo mejor que podemos hacer es ponerla a remojo, pero siempre con agua fría. La caliente es mejor utilizarla en otro tipo de situaciones, bien cuando las manchas son difíciles de quitar, o cuando ya llevan un tiempo en el tejido. Si nuestro hijo acaba de manchar la prenda, lo mejor será colocarla en un barreño con un agua bastante fría.

Tener a mano un producto que diluya la pintura es muy práctico en estos casos, sobre todo cuando la mancha acaba de hacerse. No dañará en exceso la prenda y con la ayuda del agua fría podrá salir poco a poco. En estos primeros momentos también podemos hacernos con un poco de detergente para frotar de forma suave y dejarla secando con la luz solar. 

Trucos para que las manchas de pintura desaparezcan 

Cuando la mancha  en cuestión ya lleva tiempo en la ropa, lo que debemos hacer es actuar más allá del agua o del diluyente de pintura, así como el detergente, ya que estas acciones pueden hacerse al final, cuando ya hemos 'atacado' a la mancha

Aguarrás: Puede ser nocivo para la prenda y probablemente quede el cerco, pero hará que el color y casi la mancha en su totalidad desaparezcan por completo. 

Espátula: Con la ayuda de un palito, cuchara o espátula, una vez que la pintura esté completamente seca, podemos empezar a levantarla. El disolvente puede también sernos de utilidad para empujar y que la parte fuerte de la pintura se vaya. Después, esperaremos unas horas y meteremos la prenda en agua tibia, ya que el agua fría lo usaremos si fuese reciente. 

Vinagre blanco: Con este producto, una mancha que ya lleve un tiempo podrá salir fácilmente. Con un cepillo de dientes que ya no usemos, podemos frotar desde la parte contraria a la zona afectada para que la pintura se disuelva en el tejido. 

Postales del Día de la Familia para regalar

VIDEO

  • Educación

  • Embarazo y parto

  • Bebés

  • Recetas

  • Alimentación

  • Salud