Un accesorio para la silla de auto de tu bebé que puede ser mortal

La banda sujeta cabezas puede ser peligrosa para tu bebé

  • compartidos

La silla de bebés para el auto es un artículo de primera necesidad. Este producto, pese a ser concebido para la seguridad de los bebés, puede convertirse en un riesgo por su mal uso, incorrecta instalación o por accesorios no aprobados. Entrevistamos al consultor en seguridad infantil y Childprofeer, Eduardo Medina quien explica a Guiainfantil.com que cualquier accesorio no aprobado por el fabricante de la silla es potencialmente peligroso. 

La banda sujeta cabeza puede ser letal

Bandas para sujetar la cabeza del bebé en el coche

La banda para sujetar la cabeza del bebé en el coche es un artículo que está de moda y que se vende como la solución que previene las cabezas descolgadas cuando los bebés se duermen. Se trata de unas bandas coloridas con mucho auge en el mercado. Medina advierte que "en un accidente se pueden bajar y ahorcar a los niños o halan la cabeza hacia atrás y pueden desnucar. No se sabe que más puedan causar porque no han sido puestas a prueba y no han sido aprobadas" 

Lo preocupante, según indica, es que pocos padres instalan de manera correcta el asiento para el bebé. “Yo llevo casi 4 años instalando sillas, he instalado unas cuatrocientas en todo el país (Colombia) y el 100 % la tenía mal.” Afirmó el consultor en Seguridad Infantil.

 Cómo evitar que la cabeza de los bebés se caiga hacia adelante cuando se quedan dormidos

1 – Instalarla bien: Al respecto Eduardo Medina dice que “a la mayoría de los niños se les descuelga la cabeza porque la silla está mal instalada o los padres la utilizan mal.” Ante las dudas los padres deben leer el manual de la silla, consultar en la página web oficial de la marca o contactar a servicio al cliente de la empresa fabricante de la silla. 

2 – La posición correcta: Ir mirando hacia atrás es 5 veces más seguro que hacia adelante. “Se recomienda llevar a los niños mirando hacia atrás el mayor tiempo posible, mínimo 2 años, pero se fomenta mucho más” dice Medina y añade que en esta posición la silla está más reclinada y a los niños no se les cae la cabeza. 

3 -  La elección del asiento para bebés: Hay sillas que se pueden reclinar más que otras. Por esto se aconseja ser muy cuidadoso a la hora de comprarlas.

Las sillas en buen estado, bien instaladas y sin accesorios peligrosos, pueden salvar la vida de un bebé en caso de un accidente. El experto invita a evitar cualquier accesorio no aprobado como cojines, almohadas, donas, espumas para las correas, juguetes, espejos, mesas para pintar y el uso de un forro nuevo al volverla a tapizar, porque estos artículos puede alterar las condiciones de seguridad de la silla convirtiéndola en un lugar peligroso para el bebé.

Viviana Marín. Redactora de Guiainfantil.com

Viajar con los niños. Fotos de Bruselas

VIDEO

  • Educación

  • Embarazo y parto

  • Bebés

  • Recetas

  • Alimentación

  • Salud