Los riesgos laborales de la mujer embarazada

Puestos de trabajos que pueden ofrecer riesgos para las embarazadas

  • compartidos

El embarazo es una circunstancia excepcional que requiere más cuidados en cuanto a la protección de la madre y su futuro bebé. Es necesario que se conozca los principales factores de riesgo en el puesto de trabajo para la mujer embarazada y cómo se puede prevenir determinadas situaciones que pueden resultar peligrosas tanto para ella como para el bebé que lleva en su vientre.

Los riesgos más habituales en el trabajo

Riesgos laborales para las embarazadas

Dependiendo del puesto de trabajo que tenga la mujer embarazada, ella puede sufrir más o menos riesgos. Los riesgos pueden ser físicos, biológicos, químicos, ambientales, etc. ¿Qué puede representar un riesgo para su salud?

1. Riesgos físicos. Los choques, ciertos movimientos y posturas, vibraciones y ruidos, radiaciones ionizantes y no ionizantes, temperaturas extremas, fatiga mental y física, son algunas situaciones que pueden afectar a la mujer embarazada en su puesto de trabajo, especialmente si ella es enfermera, odontóloga o trabajadora del sector industrial o de construcción.

2. Riesgos biológicos. Las embarazadas que se dedican al cuidado de niños o que trabajen en el sector sanitario y veterinario, pueden estar expuestas a los riesgos de infección por virus de la hepatitis B, citomegalovirus, rubéola, toxoplasmosis, herpes y sífilis.

3. Riesgos químicos. Embarazadas que tengan ocupaciones agrícolas, que sean profesionales sanitarias y artesanales, que estén en contacto con sustancias como ácidos, gases, plaguicidas, disolventes, barnices y pinturas, metales y otros elementos tóxicos, sufren un alto riesgo para su salud.

4. Riesgos ambientales. Los riesgos ambientales afectan especialmente a las mujeres que trabajen en ambientes con atmósferas modificadas como es el caso de las azafatas de vuelo, especialmente si realizan su trabajo de noche y de día. Lo más aconsejable es que ellas tengan sólo un turno de trabajo.

5. Riesgos psicosociales. Las mujeres que trabajen en un ambiente de mucho estrés laboral y durante muchas y largas horas, o incluso que ocupen un puesto de trabajo solitario, pueden padecer de riesgos psicosociales. El estrés, la ansiedad y la depresión pueden poner en riesgo a su embarazo.

6. Riesgos ergonómicos. Trabajar siempre de pie o siempre sentada o en posturas constantes y forzadas puede presentar un riesgo para el embarazo.

Los riesgos laborales y sus consecuencias para la embarazada

  • Riesgo de aborto precoz y tardío
  • Riesgo de Parto prematuro
  • Riesgo de bajo peso del recién nacido
  • Riesgo de múltiples malformaciones fetales
  • Riesgo de alteración en el estado se de salud materna.
  • Riesgo de muerte fetal

Casos de baja laboral para la embarazada

Cualquier mujer embarazada que sospeche que su situación laboral es perjudicial para su salud o la del feto debería consultar a su médico, que determinará si precisa una baja laboral temporal o incapacidad laboral transitoria durante la gestación.

1. El médico de familia tomará esta decisión si la causa es médica, como una lumbalgia o ciática, molestias habituales durante el embarazo.

2. El ginecólogo determinará una baja laboral si observa una causa obstétrica, como sangrado durante el embarazo o riesgo de parto prematuro.

3. El médico del trabajo o de la unidad de salud laboral de la empresa, aunque no suele ser el médico protagonista en la gestación, determinará en mujeres que trabajan en profesiones de riesgo, como la industria química o exposiciones a agentes nocivos, si precisan una baja laboral o cambiar de departamento mientras se prolongue la gestación.

Fuente consultada:
- Instituto Vasco de Seguridad y Salud Laborales

9 cosas que la mujer debe evitar durante el embarazo

VIDEO

  • Educación

  • Embarazo y parto

  • Bebés

  • Recetas

  • Alimentación

  • Salud