Frutos secos para aliviar las molestias del embarazo

Qué frutos secos son buenos para las embarazadas

  • compartidos

Durante los nueve meses de gestación, son muchos los consejos nutricionales que se encuentra la mujer embarazada. Aunque existen hábitos evidentes que es recomendable dejar a un lado durante el embarazo, -el abuso de grasas, la ingesta de alcohol...-, hay otros componentes alimenticios que sí son necesarios para el cuerpo en este momento tan especial, como son los frutos secos

Beneficios de los frutos secos en el embarazo 

Frutos secos para el embarazo 

Los frutos secos tienen un valor nutricional muy completo, ya que cuentan con un alto contenido en fibra, son fuente de minerales como el potasio, el magnesio o el calcio, y además dan al organismo un alto valor energético. Aunque es cierto que están compuestos por un elevado nivel de grasa, la calidad de la misma es beneficiosa, ya que previene enfermedades de tipo cardiovascular. 

Dependiendo del tipo de fruto secos que escojamos, podremos combatir distintas molestias muy típicas del embarazo, como las náuseas, el estreñimiento o la falta de energía. 

Frutos secos para las molestias de las embarazadas

- Avellanas: Son una gran fuente de calcio. Aunque también aportan otros nutrientes como fósforo, potasio y magnesio, en el caso del calcio ayuda a que los huesos estén fuertes. Además de ayudar a prevenir la osteoporosis, en el caso del embarazo podría reducir dolores de los huesos como es el caso de la pelvis. Por otra parte, cuentan con un gran nivel de ácido fólico fundamental para el desarrollo del bebé. Además, al ser antioxidante puede contribuir a otra gran molestia del embarazo, que es la sequedad de la piel, reduciéndola. 

- Nueces: Aportan un gran valor energético, lo que es muy importante para la actividad de la futura madre y el desarrollo del bebé. Son una fuente vegetal natural de omega 3 que hace precisamente que el organismo esté en mejores condiciones. Además, ayudan a aliviar el estreñimiento que muchas mujeres sufren en el embarazo. 

- Almendras: Son muy recomendadas en su ingesta durante la gestación porque además de ser fuente de energía, también ayudan a evitar ciertas molestias del embarazo como las náuseas o los mareos que pueden afectar a algunas mujeres. La razón es que las almendras son muy ricas en vitamina B, cinc, vitamina E y calcio, y esto es un alimento muy completo y efectivo en el embarazo. 

- Pistachos: Su principal atractivo en el embarazo es que son saciantes. Para muchas embarazadas, un hambre disparado puede llegar a ser un problema, ya que la sobrealimentación puede dar lugar no sólo a la subida de peso innecesaria sino a sentirnos más pesadas y cansadas en un momento dado. También contribuye a otra gran molestia, que es la retención de líquidos, y que ayuda a reducirla. El gran nivel de potasio de los pistachos es el responsable de su valor nutricional. 

- Cacahuetes: Aunque causaron controversia por las posibles alergias que podrían desarrollar los bebés si se comían cacahuetes en el embarazo, finalmente estudios médicos revelaron que precisamente se desarrollaba una tolerancia a este fruto seco si la embarazada lo comía de forma natural sin excederse. Su mejor aporte es que son ricos en ácido fólico y contribuyen a que la embarazada no esté tan fatigada gracias a su componente de vitamina B3. 

9 cosas que la mujer debe evitar durante el embarazo

VIDEO

  • Educación

  • Embarazo y parto

  • Bebés

  • Recetas

  • Alimentación

  • Salud