La bicicleta durante el embarazo

Cómo saber si se puede o no montar en bicicleta estando embarazada

  • compartidos

Cuando esperamos un bebé, las preguntas se multiplican acerca de lo que podemos hacer y lo que está completamente prohibido por la salud del niño que viene en camino y por la salud de la futura mamá. 

Uno de los asuntos que siempre causan controversia es el ejercicio físico, ¿hasta qué punto se puede hacer deporte estando embarazadas? Y más allá, el debate de aquellas actividades que requieren de un esfuerzo físico pero que no las consideramos deportivas, sino de ocio. Entre ellas se encuentra la bicicleta, porque existen opiniones de todo tipo acerca de si se debe o no montar en bici durante el embarazo. 

¿Se puede montar en bicicleta cuando esperamos un bebé? 

La bicicleta y las embarazadas

Para empezar, hemos de tener en cuenta que ningún embarazo es igual que otro, y que aunque hay peligros generales que pueden afectar al feto, también es cierto que dependiendo de la salud de la madre y de su físico, así podrá moverse durante la gestación. 

Además, dependiendo de cómo vaya el proceso y del volumen de la barriga, así se podrá decidir hasta cuándo montar en bicicleta. La última palabra debe tenerla el médico personal de cada mujer, que será a quien se le pueda consultar dependiendo del caso. 

Sin embargo, en líneas generales podríamos decir que a priori no supone ningún riesgo si no vamos a gran velocidad, hacemos un esfuerzo grande de subir cuestas o dar grandes pedaladas mientras no estemos en un avanzado estado. Conviene además evitar zonas de tierra con baches o de asfalto en mal estado, así como la calzada empedrada. Los impactos de repetición sí pueden ser perjudiciales para el embarazo.

Hay que tener especial precaución además para evitar caídas. No vayas a mucha velocidad y extrema la vigilancia si vas a utilizar la bicicleta en la ciudad.

Cómo saber si podemos o no montar en bici embarazadas

Aunque lo más importante es consultar a nuestro propio médico, para saber si montar o no en bicicleta estando embarazadas tenemos que ser conscientes del momento en el que nos encontramos. Es decir, hacer un esfuerzo físico demasiado grande cuando estamos ya en el tercer trimestre o en la recta final no es algo recomendable, ya sea andar en bici u otro tipo de actividad física

Mientras nos movamos para mantenernos en forma pero sin pasarnos, esto será beneficioso tanto para nosotras como para el bebé que viene en camino. Es decir: subir cuestas imposibles, hacer competiciones de velocidad, ir demasiado rápido o estar mucho tiempo montadas es algo que no conviene estando embarazadas

Sin embargo, dar un agradable paseo durante unos minutos hace que activemos la circulación de las piernas, disfrutemos del aire libre y consigamos estar en movimiento, pero siempre de una manera controlada. 

Dibujos para colorear de deportes

VIDEO

  • Educación

  • Embarazo y parto

  • Bebés

  • Recetas

  • Alimentación

  • Salud