Cómo explicar catástrofes a niños de 6 a 9 años

Cómo comunicar una tragedia o hablar de catástrofes con los niños

  • compartidos

Las catástrofes, los accidentes y situaciones violentas como el terrorismo provocan emociones de tristeza, dolor e impotencia. Si es difícil para los adultos expresar los sentimientos que provocan estas situaciones, aún lo es más hablar de ello a los niños.

¿Qué tendremos en cuenta para hablar con niños de 6 a 9 años? Los niños de esta edad tienen mayor madurez cognitiva pero todavía no es la de un adulto. Por ello, son especialmente vulnerables a tener informaciones mal entendidas debido a que mezclan sus fantasías con lo que le cuentan unos adultos u otros. Uniendo estos retazos construye una imagen que no corresponde con lo que ha sucedido verdaderamente.

Cómo reaccionan los niños de 6 a 9 años ante una catástrofe

Niña triste mira por ventana

En este periodo son muy receptivos y captan las incongruencias. Por ejemplo, decirles que no pasa nada pero expresar estrés corporal. Desajustes entre el lenguaje 'verbal' y el 'no verbal'. Los niños a esta edad entienden que las muertes ocurren y que además son irreversibles. De lo que todavía no son conscientes es de que ellos también morirán algún día, pero sí que se muestran muy preocupados por lo que les pase a quienes les rodean. ¿Cómo reaccionan ante estas situaciones límite?:

- Pierden la autonomía que habían ganado durante su desarrollo, como no comer con cubiertos, volver a mojar la cama, etc.

- Pueden estar muy agitados e irritables

- Se pueden apreciar cambios en los patrones de comunicación. No quieren hablar de nada o, por el contrario, hablan en todo momento.

- Se aprecia un miedo generalizado como a estar solo, separarse de sus padres, ir a algún sitio.

-  Continuamente piensa o actúa sobre lo que ha ocurrido. Son pensamientos o actuaciones que ayudan al niño a procesar lo ocurrido

-  Se pueden dar pesadillas, dificultades para dormir o hipersomnia.

Cómo ayudar a niños de 6 a 9 años a entender un hecho trágico

¿Qué pasos deben seguir los padres para ayudar a sus hijos? Los padres y las madres, para hacer la función de contención:

- Tratarán de evitar que los miedos de los niños se desborden.

- Crear un ambiente tranquilo y relajado

- Poner nombre a todas las emociones del niño empleando una frase que pueda tranquilizarle, como por ejemplo: ' veo que estás asustado pero date cuenta que aquí estas seguro porque papá o mamá están contigo'.

Para calmarle, los padres y madres podrán recurrir a situaciones previas que ayuden a los niños a activar sus propios mecanismos de afrontamiento. Para informar, utilizarán palabras sencillas para explicar lo ocurrido. Para normalizar la situación y consolarle no hay que decir al pequeño que se va a sentir bien, sino que deben estar a su lado cuando lo necesite, acompañándole.

Educar en valores a los niños

VIDEO

  • Educación

  • Embarazo y parto

  • Bebés

  • Recetas

  • Alimentación

  • Salud