El derecho de los niños a la salud

Un derecho fundamental para luchar contra la mortalidad infantil

  • compartidos

El derecho a la salud en los niños es uno de los derechos fundamentales a los que debería acceder cualquier niño, independientemente del país en el que resida. Un derecho vinculado al derecho a la vida, la alimentación, la vivienda, el trabajo, la educación, la dignidad humana o la igualdad.

Tener salud no significa no estar enfermo, sino que viene a ser un compendio entre el bienestar físico, mental y social, y más en los niños, que son más vulnerables a las enfermedades. Los niños deben gozar de los beneficios de la seguridad social, y tener derecho a crecer y desarrollarse en buena salud. Con este fin, deberán proporcionarse, tanto a los niños como a sus madres, cuidados especiales, incluso atención prenatal y postnatal.

La nutrición y el agua potable, dos problemas de base a erradicar en la salud infantil

El derecho de los niños a la salud

Un derecho consagrado en la Declaración Universal de los Derechos Humanos que invita a los diferentes gobiernos a reducir la mortalidad infantil y mejorar la atención médica, para luchar así contra enfermedades, problemas de nutrición o niños con necesidades especiales que satisfacer.

Algunos gobiernos, junto con muchas ONG, trabajan y destinan mucho dinero a programas de atención y desarrollo en la infancia, incluyendo la asistencia sanitaria, formando profesionales y mejorando las instalaciones médicas, pero aún así el sacrificio debería de ser aún mayor, mientras haya un solo niño sin derecho a la salud, cualquier cantidad invertida se queda corta.

Las estrategias llevadas a cabo para intentar cumplir con el derecho a la salud en los niños son muy variados. Por un lado, en muchos países, se apoya a las familias para que puedan dar a sus hijos una alimentación adecuada en edad escolar. Se promueven iniciativas para la prevención y la lucha contra enfermedades evitables en el periodo infantil. Se trabaja para que los niños tengan acceso a una atención primaria básica, así como a servicios sociales, algo que debería ser básico en todos los países. 

Cosas tan básicas y aparentemente tan sencillas como el derecho al agua potable, tanto para su consumo, como para su uso en cuestiones de higiene, acabarían con un alto tanto por ciento en la mortandad infantil. Por tanto la prevención es un arma fundamental en el derecho a la salud por parte de los niños.

Diego Fernández. Redactor de Guiainfantil.com

Decálogo de los derechos de los niños

VIDEO

  • Educación

  • Embarazo y parto

  • Bebés

  • Recetas

  • Alimentación

  • Salud