Juego para enseñar prefijos y sufijos a los niños

Cómo enseñar a los niños sufijos y prefijos de forma divertida

  • compartidos

Los sufijos y prefijos permiten a los niños obtener palabras derivadas. Pueden ser muy divertidos si se juega con ellos. Aquí tienes una idea original para enseñar a los niños a utilizar prefijos y sufijos de forma amena y entretenida. 

Cómo explicar qué son prefijos y sufijos a los niños

Niña escribe en pizarra

- El prefijo es una partícula que se une a una palabra o a una base para formar palabras derivadas al final de la palabra. Entre los más comunes: A, an, ante, anti, bi, bis, de, co, con, contra, des, en, entre, ex, extra, hemi, hiper, hipo, im, in, inter, pre, post, re, sub, tele, super, ultra. Por ejemplo: Bisabuelo, entrecortado, imposible, submarino, extraordinario, etc.

- Cuando van al final de la palabra se llaman Sufijos, y entre  ellos se encuentran los sufijos aumentativos, diminutivos o despectivos: Azo, ón, ote, ito, ita, illo ,illa, ico, ica, aco, acho, ajo, astro, ucho (perrito, grandote, poblacho, camastro, delgaducho, etc.); los sufijos sustantivos: Aje, ancia, ante, al, ar, ario, ción, dad, dor, eda, ería, ero, ez, ista, ura (Oleaje, comerciante, calendario, brevedad, despertador, arboleda, bandolero, trapecista, dulzura, etc.); los sufijos adjetivos: Able, ible, ado, ido, ano, al, ar, ense, eño, iento, il, ino, izo, oso, udo (Amable, afortunado, murciano, aguileño, juvenil, canino, plomizo, meloso, huesudo, etc) y los sufijos de verbo: Ear, ecer, ificar, izar (Pasear, amanecer, identificar, canalizar, etc).

Juego con prefijos y sufijos para niños

Te proponemos jugar con los niños con 'Los rescatadores de los prefijos y sufijos'. Primero sería bueno que le contaras esta historia:

'En el reino de las palabras, hubo una vez un vendaval tan fuerte, que destruyó las casas de las palabras  derivadas, la de los prefijos y los sufijos, y tan solo quedaron en pie los muros de las edificaciones. Las palabras, que  salieron volando de sus casas  fueron a parar al “BOSQUE DEL SILENCIO” y allí se hallaron muy tristes, calladas y totalmente desorientadas sin saber cómo volver a sus hogares, hasta que un día llegaron sus rescatadores'.

1. Les contaremos que ellos serán “LOS RESCATADORES”, y se encargarán de llevar palabra por palabra de vuelta  a su casa y además, construirán una nueva para que vuelvan a tener un hogar y sean tan felices como lo eran antes.

2. “EL BOSQUE DEL SILENCIO”, (puede ser una mesa grande, una caja adornada con árboles y plantas, una zona en el jardín, etc.) estará lleno de tarjetas con palabras derivadas en las que el prefijo y el sufijo estará resaltado en otro color.

3. Por otra parte dibujaremos el contorno de dos grandes casas en el encerado de la clase, (o en  la zona que el supervisor del juego desee, puede ser  en una pared en blanco con papel de colores, un árbol del jardín y que vayan colgando hojas o frutos, etc.) una será la casa de los prefijos y la otra la de los sufijos (pondremos unos letreros debajo de cada una de ellas para que  no se equivoquen).

4. Para que los niños vean la dinámica del juego, la primera tarjeta la puede elegir el profesor (o los padres).

5. Cada niño deberá elegir al azar y respetando su turno una tarjeta del 'bosque del silencio' y averiguará si contiene un prefijo o un sufijo. Una vez  aclaradas las dudas si las hubiera,  recitará en voz alta:

Como me llamo prefijo

siempre me pongo delante,

y si me conoces bien

darás con mi casa al instante.

(Y colocará su tarjeta junto a la casa de los prefijos).

Como me llamo sufijo

siempre me pongo al final,

y si me conoces bien

hallarás mi casa igual.

(Y colocará su tarjeta junto a la casa de los sufijos).

6. Una vez colocada correctamente la palabra junto a  la casa que corresponda, ya sea la de los prefijos o sufijos, cada niño  dibujará la parte de ella que desee, por ejemplo, una ventana, la chimenea, la puerta, una flor en el jardín, el sol, etc. en premio a su buen hacer. En las siguientes rondas, (podemos alargar el juego lo que queramos),  pueden colorear las dos casas igualmente según vayan situando las palabras en su lugar. También haremos unos preciosos letreros nuevos que pondremos en la parte superior con el nombre de cada una.

Casa de prefijos

7. Al finalizar el juego, los prefijos y sufijos tendrán una bonita casa gracias a los conocimientos, la colaboración y la imaginación de  'los rescatadores', es decir de todos los niños y para celebrarlo podemos hacer una fiesta y unas fotos ante las dos preciosas casas para que queden en el recuerdo de todos.  Además con este juego aprenderán valores como la solidaridad y la cooperación tan importantes en la vida.

 
Para terminar os dejo un pensamiento de Mateo Alemán (1547-1613). Novelista español. 'El socorro en la necesidad, aunque sea poco, ayuda mucho'.

VIDEO

  • Educación

  • Embarazo y parto

  • Bebés

  • Recetas

  • Alimentación

  • Salud