La frecuencia adecuada para bañar al bebé

Cada cuánto tiempo bañar al bebé

  • compartidos

Cada cuánto debo bañar a mi bebé es una de las preguntas que más se hacen las madres primerizas. Todas sabemos que mantener una adecuada higiene es muy importante para la salud del bebé pero, ¿qué es una higiene adecuada? Al igual que ocurre con los adultos, la higiene del bebé no debe pecar por defecto, pero tampoco por exceso, para no irritar la piel tan sensible del bebé.

Cada cuánto tiempo baño a mi bebé

Cuándo bañar a tu bebé

En cuanto al baño del bebé, los primeros días se puede mantener la higiene del bebé con una esponja húmeda, sobre todo, si se asusta al meterle en el agua y pasa un mal momento. En cualquier caso, no hay problema en bañarle desde los primeros momentos. A los padres les surge la pregunta, ¿cada cuánto lo baño? La verdad es que hay diferentes opiniones al respecto.

Hay expertos que opinan que no es necesario bañar al bebé todos los días. Con una o dos veces por semana sería suficiente siempre y cuando se mantenga limpia y sin gérmenes la zona genital, con el cambio de pañales y los cuidados higiénicos que implica. Las razones que dan para esta frecuencia de baño es que un bebé de pocos meses apenas se ensucia y que un baño diario podría dañar su piel.

Por su parte, quienes defienden el baño diario, lo ven como un ritual saludable a nivel higiénico, pero también de acercamiento familiar. La complicidad que se establece en el momento del baño entre los progenitores y el bebé es muy especial y se trata de esos momentos inolvidables en el desarrollo del bebé que fomentan el cariño y la sensación de protección.

Los cuidados del baño del bebé

Si el baño del bebé se caracteriza por ser un momento mágico para disfrutar y recordar con los años, también es cierto que hay tener varias precauciones a la hora de bañar al bebé. Es especialmente importante la temperatura del agua, que debe estar entre 32 y 38 grados, así como la temperatura de la habitación, que debe ser cálida. Siempre es mejor empezar con los baños en una bañera especial para bebés para evitar riesgos innecesarios.

Durante todo el tiempo que dure el baño tendrás que mantener sujeto al bebé con una mano, para evitar que se resbale. Y procura utilizar jabones específicos para bebés para no dañar su Ph y evitar irritaciones. Si has decidido bañar a tu bebé a diario, no es necesario que utilices jabón todos los días, es mejor que un día lo bañes con jabón y al siguiente lo hagas solamente con agua.

Coloca bien cerca todo lo que vayas a necesitar después del baño, como toallas, cremas y la ropita para que cuando el bebé salga del agua no pase frío innecesariamente. Y presta especial atención a las partes más delicadas de limpiar, como la zona genital o los oídos.

Laura Velez. Redactora de GuiaInfantil

Juegos para el baño del bebé

VIDEO

  • Educación

  • Embarazo y parto

  • Bebés

  • Recetas

  • Alimentación

  • Salud