¿Cuna o moisés para el recién nacido?

Ventajas y desventajas de la cuna y el moisés para el bebé

  • compartidos

Aquí tenemos una de las primeras preguntas de los padres primerizos. ¿Cuna o moisés?... ¿o los dos? En este tema hay mucha diferencia de opiniones: algunos prefieren moisés por su precio y facilidad para moverse, sin embargo, pronto se queda pequeño y en breve tendrán que cambiar a cuna; otros sin embargo directamente optan por una minicuna o la cuna definitiva con algunos adaptadores.

Difícil elección que intentaremos que tengáis un poco más claro después de contaos en Guiainfantil.com algunas ventajas e inconvenientes que los padres encuentran ante estas dos opciones.

Ventajas e inconvenientes del moisés para el recién nacido

Elegir cuna o moisés para el bebé

Lo bueno de utilizar el moisés para el bebé: 

1- Es mucho más barato que la minicuna.

2- Más cómodo para mover y desplazar por las diferentes habitaciones.

3- Es más recogido y más cómodo para el recién nacido, que prefiere los espacios pequeños al principio.

4- Se puede colocar más fácilmente en la habitación de los padres, al ser más pequeña.

5- Es más cómoda a la hora de coger al bebé porque no es tan profundo como una cuna

Inconvenientes del moisés: 

1- Es más inestable que una cuna, con lo que, si hay hermanos pequeños o animales en la casa que puedan desequilibrar la cuna, es mejor no escoger esta opción

2- Se queda enseguida pequeña y hay que pasar a la cuna. Con lo que el precio al final es el doble.

3- En poco tiempo será un trasto más a acumular.

4- Cuando el bebé empiece a sentarse o incorporarse es peligroso, ya que es menos profundo que una cuna.

Ventajas e inconvenientes de la cuna para el recién nacido 

Ventajas de la cuna: 

1- Aunque en un principio es más cara, al solo comprar una durante toda la etapa de bebé, saldrá más barato.

2- Algunas tienen varias alturas, con lo que cuando el bebé es pequeño se puede poner más alto para no tener que agacharnos tanto para cogerlo, y más adelante bajarlo para que no se salga de la cuna.

3- Aunque sea demasiado grande para un bebé recién nacido existen unos reductores para meter dentro de la cuna y que el bebé se sienta más protegido.

4- Algunas se convierten en minicama y resulta muy cómodo para luego tener que pasar de la cuna a la cama.

Inconvenientes de la cuna:

1- Es más grande y por lo tanto a veces puede que no nos quepa dentro de nuestra habitación.

2- El niño se siente perdido en ellas cuando es muy pequeño, aunque como ya hemos dicho existen reductores para cunas.

3- Hay que tener cuidado con la separación de los barrotes, que debe ser menor de 6 centímetros y comprar un protector para que la cabeza no se cuele entre ellos.

4- Verificar que la pintura de la cuna no tenga plomo ya que es tóxico.

5- Debes elegir un colchón duro, y antiahogo, por si el bebé se da la vuelta, aunque este inconveniente también se puede dar en el moisés.

Patricia Fernández. Redactora de Guiainfantil.com

Fotos a bebés dormilones

VIDEO

  • Educación

  • Embarazo y parto

  • Bebés

  • Recetas

  • Alimentación

  • Salud