El destete. Los primeros alimentos del bebé

Cómo introducir los primeros alimentos en la dieta del bebé

  • compartidos

El destete supone el fin de la lactancia materna y un nuevo quebradero de cabeza para las mamás por las dudas que suscita este proceso y la introducción de una nueva dieta en la alimentación del bebé.

La Organización Mundial de la Salud recomienda mantener la lactancia exclusiva hasta el sexto mes de vida, a partir de entonces se recomienda seguir con la lactancia materna hasta los 2 años, como mínimo, acompañado de alimentos complementarios.

Los primeros alimentos sólidos del bebé

Primeros alimentos del bebé

Una vez llegado el momento de destetar al bebé, los expertos del Instituto Nacional de Pediatría de México (INP) recomiendan evaluar el estado de desarrollo y nutrición que tiene el bebé según su sexo y edad, para saber sus necesidades nutricionales. Además, recuerdan que debe mantenerse la lactancia o la leche de sustitución. 

El INP aconseja que la nueva dieta cubra las necesidades nutricionales y energéticas del bebé, y que incluya productos de origen natural, frescos y de consumo habitual en la comunidad en la que resida la familia.

Es muy importante tener en cuenta que en este periodo pueden aparecer las denominadas alergias alimentarias, por lo que se recomienda al introducir un nuevo alimento que se haga por si solo y observar la tolerancia del bebé

Cantidad, consistencia y frecuencia de los alimentos

Según los especialistas del INP, la cantidad, la consistencia y la frecuencia de los alimentos complementarios son tres aspectos fundamentales a la hora de introducir una nueva dieta en los niños.

La cantidad inicial de los productos debe ser entre una y dos cucharadas pequeñas para las frutas, verduras y cereales en el sexto y séptimo mes y para las carnes y pescados el noveno y décimo. Estas cantidades aumentarán gradualmente y ya en el mes doce se recomienda un cuarto de taza al día de cereales frutas y verduras y cuatro cucharadas de carnes, pescados, leguminosas y huevo.

Respecto a la frecuencia, del sexto al octavo mes los expertos aconsejan dar los alimentos una o dos veces al día y preferiblemente por la mañana para fomentar el desayuno. A partir del octavo mes ya se introducen carnes y pescados y se empieza a fomentar también la comida. Además, se aconseja mantener la consistencia de purés y papillas hasta los 12 meses, cuando se empiezan a introducir los alimentos troceados o picados.

Consejos para los primeros alimentos sólidos del bebé

Para que el proceso de destete no sea traumático para el bebé, se recomienda utilizar platos y cucharas pequeñas apropiadas para las manos y la boca del niño, alimentar directamente los primeros meses y asistirlos si lo requieren cuando sean más mayores.

No forzar la alimentación y tener paciencia es fundamental tanto para los padres como para los pequeños. Si el niño rechaza un alimento, procura mezclarlo con otros sabores o texturas. Evita los primeros meses los condimentos y especias y presenta los platos de forma atractiva.

Fuentes consultadas:

  • OMS
  • Instituto Nacional de Pediatría de México

. Colaboradora de GuiaInfantil.com

Papillas de fruta y purés de verduras y carnes para el bebé

VIDEO

  • Educación

  • Embarazo y parto

  • Bebés

  • Recetas

  • Alimentación

  • Salud